Home > Opiniones > Uber: legislar pensando en el usuario
Facebooktwittergoogle_plusmail

Se conoció un reciente fallo de un juez penal en el marco del conflicto que llevan adelante los diversos representantes del sector del taxi contra la empresa Uber. En el mismo, el juez avala lo sostenido por el dictamen del fiscal en el sentido de la inexistencia de delito en las actividades desarrolladas por la empresa y especialmente por los choferes vinculados a la misma. Culmina enunciando que “…Una lectura integral de la denuncia revela que todo parece girar en derredor de la disconformidad de los denunciantes con la aparición de un competidor comercial…” cuestión que debe dilucidarse en el fuero pertinente.

Si bien el fallo no es concluyente sobre el conflicto que lleva ya un tiempo prolongado de vigencia, nos permite abordar algunas cuestiones que consideramos de importancia. La principal es la ausencia de representación del interés de los usuarios. Mientras de un lado se preservan intereses sectoriales y del otro los comerciales, el Gobierno de la Ciudad prefirió, con el argumento de la inexistencia de marco legal, situarse en la defensa corporativa del sector del taxi. ¿Y el usuario? Indefenso

El mismo gobierno que en el plano nacional gusta de mostrarse con emprendedores y emblemas de la economía colaborativa y los negocios disruptivos. El mismo que en el plano local tiene un emprendedor al frente del Ministerio de Modernización. Ese mismo gobierno en medio del conflicto perdió su eje y en lugar de ser el articulador de los distintos intereses en disputa, tomó partido por uno de los jugadores fuertes y abandonó a su suerte al más débil.

El eje central del conflicto debió haber sido el usuario que es quien utiliza y paga por el servicio de transporte que sea. Y luego si, proteger una actividad tradicional como la del taxi y reglamentar una actividad comercial innovadora como la que pueden representar Uber, Cabify o cualquier otra similar que quiera prestar el servicio en condiciones de calidad, eficiencia y competencia leal.

Por ello desde el principio del conflicto impulsamos la necesidad de regular el servicio, intentando articular las diversas tensiones y teniendo como eje central un mejor servicio para los usuarios. Y planteamos en la Legislatura de la Ciudad hacer lo que la gente nos encomendó: legislar. Sorprendentemente, en todo este tiempo seguimos teniendo el único proyecto presentado en la materia.

Hay que mejorar la forma de movernos. El transporte público es fundamental para ello. Pero también lo es toda estrategia que permita movernos más rápido, más confortablemente y con menos congestionamientos.

Este tipo de servicios puede contribuir y mucho a los traslados entre los distintos municipios de la Provincia de Buenos Aires y la Ciudad, viajes que hoy se realizan en autos particulares afectando el tránsito y el ambiente; o en el peor de los casos en servicios de remises con escasos controles, afectando la seguridad del usuario y la del tránsito en general.

Desde ECO vamos a seguir insistiendo en trabajar en la búsqueda del interés general incorporando a la normativa vigente todas aquellas cuestiones relativas a mejorar la movilidad de los porteños. Escuchando a todos los sectores, pero con la mirada centrada en el gran ausente en el debate actual que es el usuario.

2 Comments, RSS

  • Jose Gabriel

    says on:
    27 octubre, 2016 at 7:00 pm

    Todo muy lindo y muy interesante….Y el proyecto? Una descripción del mismo ? Como piensan regular los servicios? Como se controlará?
    Hernán, espero que des a conocer el proyecto y los detalles, así estamos en lo mismo que el Gobierno el sindicato los choferes de taxi y los de uber y los usuarios…la nada

    • H.R.

      says on:
      29 octubre, 2016 at 10:23 am

      El proyecto esta desde hace semanas en este mismo sitio web. También en el el de la legislatura porteña. Aquí te dejo el enlace.Gracias por comunicarte

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*